EMPRESAS

El CEO de SalMar anuncia su salida de la compañía justo el día que la macro-estructura offshore para cultivo de salmón llega a Noruega

Noruega 11/11/2021 | La compañía está en un momento histórico expansivo con proyección de convertirse en líder de la industria

Foto: SalMar

Después de una travesía de 11 semanas desde China ha llegado a Frøyfjorden, en Noruega, la primera macro estructura semisumergible de Salmar para el cultivo de salmón Atlántico en mar abierto. Esta es la penúltima parada hasta que alcance su destino final en Frohavet, frente a la costa de Trøndelag.

La estructura, bautizada como Ocean Farm 1, ha sido construida para Salmar por Wuchang Shipbuilding Industry Group en la provincia china de Shandong.

Sus dimensiones, con 110 metros de ancho, 68 metros de alto y un volumen de 250 000 metros cúbicos de volumen son espectaculares. Entre otras cualidades, es capaz de soportar terremotos de una magnitud de 12.

Una vez en marcha la granja alojará 1,5 millones de peces que serán engordados en un periodo de 14 meses.

Paralelamente a este acontecimiento, la compañía anunció a través de su web que está buscando nuevo CEO, después de recibir la dimisión de Olav Andreas Ervik, que dejará su puesto en la primavera de 2022 por “motivos familiares”.

Ervik, según señalan desde SalMar, seguirá trabajando para la empresa en calidad de asesor.

Esta noticia se produce en un momento histórico para la compañía que, por una parte, ha acordado unirse a Aker ASA para formar Salmar Aker Ocean después de que esta última se haga cargo del 33,34% de la empresa a través de tres colocaciones privadas. Y, en segundo lugar, por encontrarse en pleno proceso estratégico de expansión en mar abierto.

Esta expansión comenzará primero en Noruega para, más adelante, expandirse en el extranjero.

El objetivo de SalMar Aker Ocean, según anunció Atle Eide, presidente de la junta directiva, es lograr la producción de 150 000 toneladas de salmón en 2030. En ese momento, señaló, “será uno de los mayores productores de salmón de piscifactoría”.

Por eso, según indicó Eide, el nuevo CEO, “asumirá un importante puesto ejecutivo con visión de futuro”. Por eso, señaló, estamos buscando un alto ejecutivo con amplia experiencia mundial, que se sienta atraído por la idea de crear algo completamente nuevo, en estrecha consulta con los accionistas más competentes y profesionales de Noruega”.