PREMIOS

El XX JACUMAR de Investigación en Acuicultura premia el trabajo de la UCA en SUNRAS

Este proyecto está basado en los principios de economía circular para la gestión eficiente y sostenible de efluentes de acuicultura marina mediante tecnología solar

El proyecto SUNRAS, presentado por la Universidad de Cádiz, ha obtenido el XX Premio JACUMAR de Investigación en Acuicultura. Está basado en los principios de economía circular para la gestión eficiente y sostenible de efluentes de acuicultura marina, específicamente de una granja de lenguado senegalés en sistema de RAS, mediante el uso de tecnología solar para la desinfección y posterior cultivo de microalgas.

El premio lo concede la Junta Asesora de Cultivos Marinos (JACUMAR) de la Secretaría de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y está dotado con 20 000 euros.

Este proyecto, dirigido por los profesores de la UCA José Antonio Perales y Manuel Alejandro Manzano, ha contado con la participación del equipo de investigadores de la universidad formado por Carmen Garrido, Dolores Macías, Jesús Ruiz y Elena Villar, miembros de la línea de investigación “Ficotecnología Ambiental” del Instituto Universitario de Investigación Marina (INMAR) de la UCA.

Para la ejecución del proyecto y para que éste llegara a buen término han sido también fundamentales las contribuciones de los investigadores pertenecientes al grupo de Magnetismo y Óptica Aplicados, también de la UCA.

En este proyecto, también han participado la empresa CUPIMAR, especialista en el cultivo de lenguado a escala comercial; el Centro Tecnológico de Acuicultura de Andalucía, CTAQUA; y la EBT de la Universidad de Cádiz, ALGADES (Alga Development Engineering & Services, S.L.).

Las aguas excedentes de los tanques de acuicultura de estas especies contienen nutrientes de alto valor, nitrógeno y fósforo, que pueden ser reciclados. De este modo, señalan los investigadores, toman estas aguas y a partir de dos tecnologías solares secuenciales, primero la desinfectan y, posteriormente, la utilizan como medio de cultivo y producción de microalgas de alto valor por su composición bioquímica y alto valor nutritivo.

La biomasa de microalgas generada a través de este proceso, principalmente Tetraselmis chuii, fue testada y validada en las instalaciones del Centro Tecnológico de Acuicultura (CTAQUA) como ingredientes para piensos de acuicultura de juveniles de lenguado bajo condiciones controladas de sistema de recirculación RAS.

La utilización de este proceso de reciclaje de nutrientes del agua excedente redunda en la disminución de costes de producción, tanto por la calidad del efluente generado, como por la posibilidad de sustituir parcialmente los componentes del pienso, y así “evitar la utilización de una fuente externa de aminoácidos y ácidos grasos de aceite y harina de pescado para la formulación de los piensos”.

Además, como señalan desde la UCA, en paralelo, esta propuesta científica supone “un proceso más sostenible” al “integrar mejor el proceso de producción con su entorno”, una reducción del flujo de nutrientes al medio receptor consiguiendo una mejor protección ambiental del ecosistema y una menor huella de carbono y huella hídrica de esta actividad.

Actualmente, según informan desde la UCA, el equipo de investigación continúa trabajando en la mejora global del proceso donde se exploran nuevos aprovechamientos de la biomasa algal generada, tales como obtención de biomasa tipo commodities para la obtención de biogás, bioplásticos y biofertilizantes.

SUNRAS es financiado por el Programa Estatal de Investigación, Desarrollo e Innovación Orientada a los Retos de la Sociedad, en el marco del Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2013-2016.

Puede ver el vídeo de misPeces que describe los pasos de este proceso