GOBERNANZA

La alcaldesa de San Fernando pide un plan de usos para el Parque Natural Bahía de Cádiz adaptado al siglo XXI

Las alegaciones del Ayuntamiento de San Fernando están en la línea de las presentadas por la Asociación de Empresas de Acuicultura Marina de Andalucía (ASEMA)

Estero San Fernando

San Fernando 10/11/2020 – La alcaldesa de San Fernando, Patricia Cavada (PSOE) ha hecho un llamamiento de atención sobre la importancia de que los usos y gestión del Parque Natural de la Bahía de Cádiz “se adapten a las necesidades del siglo XXI” para que este espacio se convierta en un “verdadero parque industrial natural”.

Estas declaraciones han sido realizados en el marco de la reunión de la Junta Rectora del PN Bahía de Cádiz en el que se presentó a las partes interesadas el proyecto de decreto del PORN y PRUG que regirán en los próximos años la ordenación de los recursos naturales y la gestión de las 10.000 hectáreas del Parque. Cualquier planeamiento que se adopte en este sentido afecta a las actividades relacionadas con la acuicultura extensiva y semi-intensiva de cultivo de peces y moluscos.

Según indicó Cavadas, dentro de una apuesta por la sostenibilidad y el cumplimiento de todos los parámetros medioambientales, se deben propiciar “usos más flexibles que hagan posible revitalizar este espacio para que sea un motor económico capaz de captar inversiones y fondos europeos, dar oxígeno a las explotaciones existentes y apostar por iniciativas innovadoras”.

La regidora de San Fernando se ha alineado a las alegaciones presentadas por la Asociación de Empresas de Acuicultura Marina de Andalucía (ASEMA). “Entendemos que el borrador que se presenta para modificar la normativa del Parque es inmovilista, poco diferente del vigente y no permite el desarrollo de una acuicultura sostenible y viable económicamente”.

“Sin una acuicultura competitiva, moderna, con autonomía empresarial en cuanto al modelo de explotación y con edificaciones de apoyo, tanto para la producción de pescado como para usos complementarios vinculados al turismo ecológico, no habrá parque natural. Y, por lo tanto, agregó, “no habrá economía, ni biodiversidad ni defensa de la ciudad ante el cambio climático y la subida del mar”.

Cavada ha insistido en que “es el momento de dar más vida a las explotaciones”, y sobre todo, “de preparar el terreno y aprovechar las oportunidades para captar inversiones gracias a los fondos de la Unión Europea del próximo período de programación europea 2021-2027, que se centran sobre todo en el ámbito de la innovación y el desarrollo urbano sostenible”.

“Si queremos tener opciones de acogernos a esta financiación y de acometer actuaciones debemos contar con una normativa flexible y mucho más adaptada a los tiempos actuales”, ha apuntado la regidora, que insiste en que “los planes de usos y de gestión del Parque Natural son, salvo ligerísimos cambios, los mismos de hace 16 años, y no tienen en cuenta que hemos crecido, que ya no nos vale esa vestimenta de 2004 y que hay que evitar tener corsés y aplicar una nueva filosofía, actuando siempre bajo los parámetros medioambientales”.

Para avanzar en todos estos aspectos, Cavada ha apuntado que es fundamental que se celebren reuniones específicas de la Junta Rectora del parque con cada uno de los municipios en las que se pueda analizar de forma monográfica cada realidad local, así como con los diferentes sectores económicos (turismo, acuicultura, etc.) para enfocar cada asunto de forma independiente.