REPOBLACIÓN

Seahorse busca mejorar la presencia del caballito de mar en la Ría Formosa, en Portugal

Faro 16/12/2021 | Por primera vez en el mundo se han liberado al medio ejemplares nacidos en cautivdad de las especies Hippocampus hippocampus e Hippocampus guttulatus

Hace unas semanas, un grupo de investigadores del Centro de Ciencias del Mar de la Universidad del Algarve ha soltado en la Ría de Formosa 60 caballitos de mar nacidos en cautividad en el marco del proyecto Seahorse que busca la recuperación de las poblaciones de estos peces en este entorno natural.

Los caballitos de mar han nacido en la Estación Marina de Ramalhete del Centro de Ciencias del Mar. Según señalan los biólogos de la Universidad del Algarve, es probable que por primera vez en el mundo se hayan liberado al medio caballitos de mar de las especies Hippocampus hippocampus e Hippocampus guttulatus.

Esta acción, no solo es necesaria, también es crítica ya que, en tan solo 20 años, el 96% de los caballitos marinos de este entorno del Algarve han desaparecido. Varias son las causas atribuibles, entre otras la pérdida de su hábitat, las capturas ilegales con fines comerciales, las embarcaciones que circulan en la Ría, la pérdida de praderas marinas y la proliferacióno de zonas occcupadas por Caulerpa prolifera, un alga verde exótica del Mediterráneo que disminuye la biodiversidad allá donde se extiende.

Todo esto ha ido ocurriendo en una de las zonas con mayor densidad de caballito de mar a nivel mundial, y que rondaban en la década de 2000 el millón de ejemplares.

Seahorse se plantea con el doble objetivo de recuperar el entorno y por el otro criar en cautividad estos peces con fines de repoblamiento. Para ello contarán con un presupuesto de 144 101 euros hasta julio de 2023.

La producción en cautividad y la suelta al medio es una iniciativa innovadora, y como tal, no se sabe qué tasa de éxito se alcanzará. Según los biólogos del proyecto, si la población de caballitos de mar consigue tener una tasa de reproducción por encima de 1 irá creciendo a lo largo del tiempo.

La intención no es reponer por medios de acuicultura la población, es crear las condiciones para que se alcance los niveles paulatinamente, lo que llevará varios años.

Finalmente, como señalan, sin la educación y la sensibilización a la sociedad de la importancia de mantener el entorno la conservación de esta especie tampoco es posible.

Te puede interesar