CIENCIA

Un estudio aporta evidencia científica sobre el potencial de moluscos bivalvos y algas para regenerar ecosistemas

La revisión científica concluye que las granjas de ostras y mejillones mejoran la diversidad de especies silvestres donde se ubican

Se habla mucho de cómo la acuicultura restaurativa de moluscos bivalvos y algas mejoran y tienen impactos positivos en la vida marina. Sin embargo, no son muchos los que aportan evidencia científica clara sobre cómo se produce esta mejora al tiempo que se provee de alimentos para consumo humano.

Una revisión científica publicada en Reviews in Aquaculture, por investigadores de las Universidades de Melbourne, Adelaida y New England se ha convertido en uno de los primeros en demostrar el potencial global de resultados regenerativos en los sistemas acuícolas.

Los investigadores han estudiado 65 publicaciones y han establecido las interacciones de las granjas de mejillones, ostras, almejas y algas marinas en el hábitat, presentando una imagen positiva del potencial de la acuicultura para satisfacer la demanda de alimentos en armonía con la salud de los océanos.

Esto, señalan los autores, rompe con la idea negativa de que la acuicultura afecta al ecosistema marino. La acuicultura, debidamente localizada y gestionada provee de servicios ecosistémicos.

En el caso de las granjas de mejillones, se observa que éstas favorecen la presencia de vida marina silvestre. Se observa un aumento de 3,6 veces más peces e invertebrados alrededor de las granjas respecto a otras zonas cercanas sin producción.

Las granjas de ostras, por su parte, aumentaron la diversidad de especies. Hasta un 30% más.

En ambos casos se atribuye al efecto arrecife donde las especies silvestres encuentran refugio para la reproducción y alimentos.

El estudio ha sido financiado por The Nature Conservancy y The Builder´s Initiative, organizaciones sin ánimo de lucro que buscan visibilizar el potencial de los océanos para proveer de alimentos. A través de este estudio se espera inspirar la imagen positiva de la acuicultura de moluscos y algas.

Futuras investigaciones, señalan los autores, deben buscar comprender cómo la acuicultura puede funcionar en mejor sintonía con las características ambientales locales, bajo intensidades y escalas de cultivo apropiadas, y con prácticas de manejo que impulsen los valores ecosistémicos.

Referencia:
Seth J. Theuerkauf, Luke T. Barrett, Heidi K. Alleway, Barry A. Costa-Pierce, Adam St. Gelais, Robert C. Jones. 2021. Habitat value of bivalve shellfish and seaweed aquaculture for fish and invertebrates: Pathways, synthesis and next steps. Reviews in Aquaculture, https://doi.org/10.1111/raq.12584