especiales Aquaculture Europe

EAS Student Spotlight Award premia el talento de los jóvenes investigadores europeos

Con estos premios la EAS reconoce el talento joven de la acuicultura europea y se da una oportunidad para visibilizar su trabajo en el ámbito académico

 La estudiante de doctorado en Biología de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Oporto, Rafaela Santos, ha sido la ganadora de la EAS Student Spotlight Award celebrado en el marco de la Aquaculture Europe 2021 por un trabajo que permite avanzar en la lucha de las enfermedades bacterianas en acuicultura.

Su trabajo ha sido seleccionado entre un total de 120 presentados. Los otros dos finalistas fueron Sandra Ramos, estudiante de doctorado de la Universidad Autónoma de Barcelona e investigadora en el IRTA, que presentó un estudio sobre la reproducción por inducción hormonal de mújol (Mugil cephalus), que de forma extensa fue publicada ayer en misPeces; y Dean Porter, investigador del Scottish Fish Immunology Research Centre, cuyo trabajo está enfocado en la inmunología en acuicultura.

La elección de la ganadora se hizo por votación popular entre los asistentes a la ponencia inaugural del Congres. Los ganadores reciben una inscripción por un año a la EAS y un premio en metálico de 300 euros para los accésit y 600 euros para la ganadora.

Uso de bacillus como estrategia para estimular el sistema inmunológico

Dean Porter, Rafaela Santos, Sandra Ramos, Herve Migaud

El trabajo de Rafaela Santos se ha centrado en el uso de Bacillus sp como fuente de quórum-quenching, mecanismos que interrumpen la comunicación entre los microbios, que permiten proteger los peces de la infección generada por Edwardsiella tarda y estimulan el sistema inmunlógico de éstos.

Como ha explicado al respecto Rafaela Santos, estas bacterias gram positiva producen antimicrobianos que interrumpen la comunicación bacteriana y, por lo tanto, reducen la virulencia. Adicionalmente, mejoran la salud y el crecimiento de los peces.

En su estudio se seleccionaron tres cepas con capacidad antibacteriana, capaces de producir moléculas extracelulares que interrumpen las señales de comunicación del patógeno. Posteriormente, en la fase in vivo, se usó como modelo experimental larvas del pez cebra que se sometieron a un desafío de infección, obteniendo una mejora de la supervivencia de 50%.

Para comprobar si además de la protección generaban propiedades inmunoestimulantes, probaron la eficacia con leucocitos de doradas, mostrando la fagocitosis de las células de E. tarda, así como una regulación positiva de importantes citocinas inflamatorias.

Como conclusión, la investigadora considera probada las propiedades de estas cepas para reducir la letalidad de la infección y mejorar la capacidad inmunoestimulante, siendo "una herramienta importante para controlar las infecciones en acuicultura".